Pelegrina y Salinas de Imón

15 de marzo de 2014

Descripción de la ruta

Volvimos otra vez a Pelegrina para ver su cascada de cola de caballo y (seamos realistas) para degustar unos torreznillos en el bar del pueblo. A la cascada fue fácil llegar. Han acondicionado los caminos y ahora llega todo el mundo. Parece aquello la Gran Via en hora punta . Hasta tal punto ha degenerado aquello que por no haber no hay ni torreznillos en el bar. Visto el percal nos marchamos buscando algún sitio un poco menos concurrido y siguiendo la idea de Antonio y Carmen nos fuimos a visitar Las Salinas de Imón y su castillo.

Aún no sé cómo nos las apañamos pero el caso es que acabamos tomando una cerveza en Atienza.

Fotografías

Agradable mañana Mirando la cascada Esta cascada Observándola
Fotografiándola Comiéndolo "Pa" chulo yo Desde fuera
Desde dentro Salinas de Imón Duelo a los pies del Castillo Hasta la próxima

Andarines

Antonio, Carlos, Carmen Centeno, Carmen Romanillos, David, Mari, Rogelio y Víctor.