Chequilla - Checa

12 de noviembre de 2011

Descripción de la ruta

Como a esta altura del otoño los días son muy cortos, salimos de Chequilla tempranito para evitar que se nos echara la noche encima; cosa que, como veremos más adelante, conseguimos por los pelos.

El camino comienza a la derecha del cementerio y, tras una corta pero pronunciada subida hay que realizar un giro brusco a la izquierda ;-)) y encomendarse a todos los dioses para encontrar el recorrido correcto. Una vez en él, basta seguir las marcas rojas y blancas para, tras un par de paradas para recuperar fuerzas en forma de bocadillo y café con leche, plantarse en un periquete en Checa.

La idea que llevábamos era buena: comida, un poco de reposo y vuelta. Pero se nos cruzo en el camino el “Centro de Interpretación de la Naturaleza” de Checa y su entusiasta “interpretador” quien nos explico, por espacio de una hora aproximadamente, todo lo explicable y por explicar, tanto dentro del Centro como fuera. Además, nos habló de las maravillas del nacimiento del río Gil de Torres y nos indicó el camino para verlo. En resumidas cuentas: nos lio y nosotros, claro, al lío, digo… al río.

No sin sus más ni sus menos, sin sus dimes ni diretes (por aquello de que la noche acechaba y tal…) nos dirigimos, menos uno que se quedo echando unas miajas de siesta, al dichoso nacimiento. Unos quedaron abajo, otros subimos, todo muy bonito…y a volar de vuelta a Chequilla, esta vez por la carretera porque por el monte íbamos a ver menos que un gato de escayola.

Fotografias

Buscando el camino

Ni con el gps

Un abrevadero tradicional

Ya estamos en Checa

Ocas en el río

Enfoscada con "escoria"

Para esquilar

San Antonio

Nacimiento

Agua por todos lados

El otoño va avanzando

Subida al nacimiento

Curiosa gárgola

Los "fantasmas" de Chequilla

Emplatando

Y envasando

Andarines

Antonio, Carlos, Carmen Centeno, Carmen Romanillos, David, Mari, Rogelio, Víctor y Tani (pobre, acabó cansada)